lunes, 2 de julio de 2007

LIP SERVICE

Se habla de la salud como un derecho Prestacional, porque (entre otras razones) se basa en prestar servicios de salud, y estas prestaciones las han entendido las EPS como únicamente: Atenciones Médicas (consulta médica general y especializada, exámenes, tratamientos, medicamentos y cirugías). Esto es limitar nuestro sistema de salud a combatir la enfermedad; es así, como las instituciones gubernamentales y las empresariales (EPS) presentan crecientes estadísticas de Atenciones Médicas como un éxito en la efectividad y calidad de su gestión, porque saben que curar puede ser más prestigioso y lucrativo...olvidan que entre menos atenciones médicas requiera un pueblo es porque más salud tiene. Tal parece que su fin no es dar salud, sino tratar la enfermedad.

Eneko Landaburu decía que "la nutrición, la vivienda, la canalización de aguas y el saber, influyen muchísimo más en la salud que los mismos medicamentos o la consultamédica". Nuestra Ley Cien también es de la filosofía de la prevención y promoción (no sólo de la curación), y en su primer artículo de primer capítulo preceptúa que "...protegerá a los afiliados frente a las contingencias que lo afecten."; y en la reforma, Ley 1122 de 2007, dice que la salud pública se refiere "...a los factores de riesgo y los determinantes..." Y tales contingencias y determinantes no pueden ser las Atenciones Medicas, sino los definidos por la OMS en la Carta Otawa, y los Determinantes de Salud según la OPS y los conocidos por los expertos en Promoción de la Salud y Epidemiólogos, que no son otros sino:una buena nutrición, una vivienda limpia, agua potable y educación.

La ciencia médica sabe desde hace muchos siglos que ningún medicamento da más salud que éstos determinantes; y sin embargo, las EPS persisten en contratar atenciones médicas, porque lo que ellos saben es gerenciar los riesgos, no promover la salud, a pesar de que se vanaglorien de contar con programas de promoción y prevención ¿Pero cuál es la realidad? Todo lo contrario, un pueblo más enfermo...entonces todos esos grandes presupuestos y gastos en salud no es más que parafernalia hospitalaria y muy poco de acciones reales; lo que los gringos llaman "lip service", es decir: servicio de labios para afuera.

Texto:Giovanni Vargas

1 comentario:

Valandil dijo...

Estoy totalmente de acuerdo. Las eps se limitan a tratar (y eso que a medias) las enfermedades. Poco o ningun tipo de proyectos de prevención he visto en la mía.

Pero bueno, si algo nos ha enseñado la historia es que por la plata baila el mono.